COMIXCAL: UN TESORO OAXAQUEÑO DE LA CDMX

Edgar Vargas

A todos nos ha pasado. Estás lejos de las tierras oaxaqueñas y de repente se te antoja comerte una tlayuda. Todo se resuelve si estás en Oaxaca, pero, ¿cuántas veces uno está lejos de la ciudad y necesita hallar el lugar que tenga esa sazón del sur? 

Conocemos ese sentimiento y sabemos que muchos de nosotros estamos en la CdMx anhelando una buena comida. Por eso queremos recomendarte una joya escondida en el norte de la Ciudad de México: nos referimos al restaurante oaxaqueño Comixcal, vecino del Kiosco Morisco de Santa María la Ribera.

La aguja en el pajar

Existe una gran oferta de lugares de comida oaxaqueña a lo largo y ancho de la Ciudad, pero debemos de reconocer que es extraño el restaurante que posee ese toque que hace sentir de nuevo el sabor de los frijoles oaxaqueños, o la textura crujiente de las garnachas fritas del Istmo. Comixcal sabe cómo hacerlo

Este restaurante tiene ya cuatro años desde su apertura y ha ido perfeccionando el sabor de todos sus platillos. Sus ingredientes provienen de diferentes regiones de Oaxaca, como Valles Centrales, el Istmo y la Costa, por lo que la frescura y la sazón están garantizadas de primera mano.  

El lugar posee un aire acogedor que concuerda con el centro de Santa María la Ribera: cada una de las mesas tiene pinturas de artistas oaxaqueños, así que, dependiendo del puesto que elijas, tendrás un paisaje distinto para acompañar tus alimentos. Eso sí, te recomendamos agendar una mesa, porque el lugar es pequeño y su sabor hace llenar el restaurante.

La chef: raíces y conocimiento

Ahora bien, la magia de Comixcal nace de la mano de Marahí López, chef originaria de Juchitán de Zaragoza y propietaria del lugar. Su cocina no solo se basa en la experiencia en la cocina, sino también en una formación académica en la gastronomía oaxaqueña. Hace algunos años, por ejemplo, logró aperturar la licenciatura en Gastronomía en la Universidad Autónoma Benito Juárez de Oaxaca. Esta mezcla entre la buena sazón y el estudio de los ingredientes le han brindado una peculiar y agradable característica a cada uno de sus platillos.

 

 

Si bien el menú de alimentos es pequeño, se ve bien compensado por sus sabores. Las garnachas, las tlayudas y las enchiladas de coloradito son indispensables durante tu visita al lugar.

¿Y el mezcal…?

Todo buen restaurante oaxaqueño posee un buen mezcal y Comixcal no es la excepción. La marca de la casa tiene el nombre de Bi-cu Xolo y la destilación de sus principales producciones se lleva a cabo en Santa María Sola y en Santa Mari Zoquitlán, Oaxaca. El cuidado de la marca está a cargo de Alexis Jiménez, quien ha fundado, con la chef Marahí, las bases del restaurante.

Junto a la variedad de agaves, Comixcal también ofrece algunas propuestas cerveceras del sur, con sus botellas de la Casa Cervecera Oaxaqueña Tierra Blanca y algunas más del Consejo Cervecero Oaxaqueño.

 

 

 

Ahora ya sabes. Si estás en el norte de la ciudad y traes hambre de tlayuda -o solo andas nostálgico por la comida de Oaxaca-, permítete probar la sazón del restaurante Comixcal y dale ese alivio al corazón. Además, si revisas sus redes, podrás encontrarte con catas y buena información gastronómica en las veladas y conferencias que se imparten de vez en cuando en el lugar. Encuéntralo en Dr. Atl 176, Sta María la Ribera, Cuauhtémoc, 06400, Ciudad de México, CdMx. y en sus redes:

Ig: @Comixcal

Fb: @Comixcal

 

Fotografías: Karen Delgado

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: